12 marzo 2012

AL AMANECER


AL AMANECER



Y una mañana

.............. Desperté.

Las calles vestidas de gris.

Hombres y mujeres a paso veloz

Y yo parada allí

...................Sobre el cordón de la vereda

.................................................Observando.


Los colores se esfumaban

..........................Y me había vuelto blanco y negro


Te busque

....................Ya no estabas

..............................................Habías partido

Y la sonrisa se borró de los rostros de todos

Y no tuve memoria

.....................Ni pensamientos

.....................................Ni inspiraciones.

Las letras escapaban de mi mente hacia el cielo

Quise armar palabras

......................Oraciones.

Se rompían cuando intentaba capturarlas.

Todo seguía gris.

Y a pesar de querer ver tu rostro entre miles

La verdad era una sola.

........................Tus ojos no me volverían a ver

Y yo
......Ya no vería en colores.

3 comentarios:

Rochies dijo...

paréntesis y no epílogos, aunque ante la nueva pausa temamos a lo irremediable.

mario gomez garrido dijo...

La necesidad del color, todo parece que se fundió en gris, como si un velo cubriera la realidad de repente, y creo que en ese querer armar, en ese querer retener las palabras está la salida.

Gabriel dijo...

En los ojos del amor se encuentran los colores de la vida...
Besos